La Administración Tributaria considera que para que un gasto sea deducible, entre otros requisitos, debe quedar convenientemente justificado mediante el original de la factura o documento equivalente y registrado en los libros registro.

Ley General Tributaria en su artículo 106.4 dice » Los gastos deducibles y las deducciones que se practiquen, cuando estén originados por operaciones realizadas por empresarios o profesionales, deberán justificarse, de forma prioritaria, mediante la factura entregada por el empresario o profesional que haya realizado la correspondiente operación o mediante el documento sustitutivo emitido con ocasión de su realización que cumplan en ambos supuestos los requisitos señalados en la normativa tributaria.»

En una sentencia de 2019 del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña se estima parcialmente el recurso contencioso administrativo interpuesto por un autónomo, y se considera que deben considerarse deducibles aquellos gastos justificados en tickets (y no documentados en facturas) dada su evidente correlación en los desplazamientos realizados por el recurrente para el desarrollo de su actividad económica.

El razonamiento del Tribunal es que los gastos justificados con tickets responden a lo habitual de la actividad profesional del trabajador autónomo, y la Administración Tributaria no debe quedarse únicamente con lo formal.

Entiende el Tribunal  que no existe «obstáculo para considerar que los mismos (gastos justificados con tickets) responden a lo habitual de la actividad profesional del actor, acreditada por éste, a la que se vinculan necesariamente gastos, y ello sin que la Administración, que se queda como se ha visto en lo puramente formal en los términos expuestos, ofrezca motivación alguna de rechazo de los gastos por razón de la ausencia de relación de los mismos con la actividad profesional declarada y de correlación con los ingresos de ésta».

Entonces ¿me puedo deducir los gastos sin factura?

Esta es una sentencia aislada, por lo que debería extrapolarse a todos los casos. El motivo por el que se admiten estos gastos es que queda probada la relación entre dichos gastos y la actividad habitual que desarrolla el profesional.

En el caso de tener revisión de Hacienda en la que la Administración no admita gastos justificados mediante tickets podría aportarse esa sentencia para evitar la sanción o recurrirla, siempre que se pueda demostrar la relación de los gastos con la actividad.

Para evitar problemas, nuestro consejo es siempre aportar las facturas con los datos completos, para poder deducir el IVA soportado y que Hacienda no cuestione la realidad del gasto.

También es importante que ese gasto esté pagado desde una cuenta bancaria del contribuyente.

Aun así, en IRPF hay gastos problemáticos como los de vehículo o teléfono móvil.

Gastos deducibles sin factura

Vamos a repasar los gastos que podemos deducir sin factura, con el visto bueno de la Administración tributaria.

.Gastos Financieros:  comisiones, intereses, cuotas de la tarjeta..

. Seguros: de responsabilidad civil, de local, de convenio, etc siempre que sean de la actividad.

. Las nóminas de los trabajares, el gasto por sueldos y salarios es deducible.

. La cuota de Autónomos, que cada mes se paga mediante recibo domiciliado. También lo que se paga de seguros sociales en caso de tener personas empleadas.

. Impuestos que sean deducibles: IAE, Impuesto de circulación…

. Contratos y traspasos.

Es fundamental que conozcas los gastos deducibles tanto si eres autónomo como si tienes una sociedad, para evitar cometer errores que te cuesten dinero.

En Afiris te aconsejamos acerca de los gastos deducibles y realizamos  un estudio fiscal personalizado para que tomes buenas decisiones, conozcas tu empresa y puedas cuidar de tu economía y finanzas empresariales. Cuenta con nuestro consejo profesional, te ayudaremos a optimizar la factura fiscal en declaración de renta e impuesto de sociedades.